domingo 29 de enero de 2023
Perfil

Cómo saber si tengo una autoestima sana

PODCASTS | Por Paula Cabalén | 16 de March 16:48

Es fácil tener buena autoestima cuando sos un ganador o ganadora. El desafío está en lograr, desde donde te encuentres hoy, rearmar la autoestima que no tenés o que está flaqueando, para ayudarte en el proceso de logros personales.

La autoestima se forma desde nuestra más temprana edad, y de acuerdo a cómo nos han hablado, los permisos o no que nos han dado y la capacidad imaginativa que tengamos, es así como la habremos desarrollado.

Cuando un cliente se acerca a trabajar conmigo, y detecto que parte de lo que necesita es trabajar en su autoestima, la tarea principal será ayudar a esa persona a revisar cuáles son las creencias que trae. Como si estuviéramos pelando una cebolla y quisiéramos llegar al centro, vamos revisando capa por capa, piel por piel.

Los seres humanos a medida que crecemos nos colocamos máscaras invisibles, y repetimos una y otra vez esa máscara hasta creer que somos así. 

Imaginate que te invitan a una fiesta y no querés ir, sentís que no estás a la altura, pero te dicen que podés llevar una máscara, entonces de esa forma te animás.

La máscara que elegís la usás esa noche, y en forma invisible, cada vez que estás ante una situación que crees no poder o saber manejar. Eso es algo que hacemos en la vida en forma inconsciente, a medida que crecemos y salimos al mundo, a nuestro primer trabajo, noviazgo, etc.

¿Cómo detectar cuál hemos usado? Aquí citaré algunos ejemplos de uso de máscaras:

  • Si estás siendo una persona muy controladora hoy, es posible que en verdad estés con inseguridades.

  • Si estás siendo violento, es posible que hayas sufrido mal trato en tu infancia.

  • Si tenés baja autoestima, es posible que en tu infancia hayas recibido muchas descalificaciones, o te hayan rechazado.

  • Si estás teniendo rasgos psicópatas, es posible que hayas recibido muchos castigos o bien falta de límites cuando eras pequeño.

  • Si sos una persona desconfiada, es posible que en tu infancia hayas recibido dobles mensajes, incoherencia.

¿Te va haciendo algo de sentido? ¿Podés verte reflejado en alguna de ellas? Hay muchas más,

Cómo poder abordar este tema, que posible hoy te esté molestando. Una forma de darnos cuenta de la molestia que esto nos genera es a través de la interacción con otras personas.

Prestá atención a lo que te moleste de las personas con las que interactúes, así obtendrás información para poder ir a la raíz del asunto.

De nada sirve trabajar sobre la careta que usas o utilizaste. Es necesario comprender qué aprendiste para desaprenderlo. 

Algunas consecuencias que puede traer el no revisar este tema son:

  • Vivir mirando lo que las personas hacen mal

  • Quedarte pegado a lo que te hicieron

  • Tener miedo al compromiso

  • No poder tener relaciones interpersonales sanas

  • Ser una persona muy crítica con otros y en especial contigo mismo

  • Sentimiento de rechazo

  • Apego a recuerdos dolorosos

  • Síntomas reales en el cuerpo. Comienzas a generar enfermedades

  • Imposibilidad de crecer espiritualmente

  • Imposibilidad de crecer emocionalmente

Escuchá la columna de Paula Cabalén en Radio Perfil FM 101.9.

por Paula Cabalén

Galería de imágenes

En esta Nota

Comentarios

Espacio Publicitario

Espacio Publicitario