domingo 26 de septiembre de 2021
Perfil

Martín Guzmán asegura que la inflación bajará mes a mes

ECONOMíA | Por Julieta Colella | 16 de March 10:04

“La inflación es un mal, distorsiona todo el funcionamiento de una economía”, ¿quién dijo eso? Nada más, ni nada menos que Martín Guzmán, en una entrevista, en el día de ayer. El ministro fue contundente al decir que hay que bajar la inflación de una forma consistente. Defendió la política de precios que viene llevando el gobierno adelante, y advirtió que “es una tarea colectiva, que el Gobierno conduce", deslizando que son los empresarios quienes tienen que cumplir su parte e insistiendo que la inflación "es un problema multicausal". 

En columnas anteriores mencionamos varias veces los objetivos planteados por el gobierno en el Presupuesto Nacional, como la meta de inflación a 29,0%, o un precio del dólar a $102,40 para fin de año. En línea con eso, el ministro de economía ratificó que "el Presupuesto es la columna vertebral del programa económico".

Martín Guzmán asegura que la inflación va a ir bajando mes a mes. De todas formas, ratificó que habrá aumentos en las tarifas que se definirán en los próximos días, que están negociando un acuerdo razonable con el FMI, y descartó que el gobierno vuelva a disponer una cuarentena estricta. 

El ministro de economía no fue el único que habló sobre la inflación, El ministro de Desarrollo Productivo, Matías Kulfas, también se refirió a los aumentos de precios y dijo, que el Gobierno tiene la expectativa "de alcanzar una inflación del 2% mensual en el segundo trimestre del año", luego de que, recordemos, el INDEC haya dado a conocer que el Índice de Precios al Consumidor (IPC) acumuló 7,8% en el primer bimestre del año y se le suma que para marzo no hay señales de desaceleración. Así, la inflación ya alcanzaría un 39% de la meta de inflación que prevé el Presupuesto 2021 para todo el año.

Así como comentamos estas declaraciones, también contamos que en la mañana de hoy amanecimos con aumentos en los combustibles, en promedio, entre un 6,0% y 7,0% en todo el país, poniendo mayor presión al proceso inflacionario. Los últimos datos oficiales señalaron que uno de los rubros que más subió durante febrero fue el de Transporte, con un 4,8%, que respondió principalmente al aumento de los combustibles. Como si fuera poco, YPF anunció que tiene previsto aplicar, en un plazo de tres meses, un ajuste global del 15% más la actualización de impuestos.

Pasando rápidamente al dólar, les contamos que el Banco Central acumula compras por unos u$s1.110 millones durante estos primeros 15 días de marzo, el monto más elevado desde diciembre de 2019, como resultado de sus intervenciones en el mercado oficial de cambios, en medio de un mayor ingreso de dólares por parte de exportadores. Solo en el día de ayer, adquirió u$s140 millones. En ese marco, el dólar subió 21 centavos a $91,06, podemos interpretarlo como un ajuste que contempla los días sin actividad por el fin de semana. Mientras tanto el dólar solidario avanzó hasta ubicarse en $159,54.

Los dólares alternativos cerraron dispares en el inicio de la semana. El dólar "contado con liqui" subió un 0,3% a $149,25, con lo que la brecha con el oficial mayorista cerró al 63,9%. Por el contrario, el dólar "bolsa" (MEP) cedió un 0,2% (35 centavos) a $144,59, por lo que el spread con la cotización oficial se ubicó en el 58,8%. El dólar blue se despertó este lunes y pegó un saltito hasta los $146, por lo que dejo de ser el más barato del mercado.

Por último, un comentario sobre Bitcoin. La criptomoneda estrella cayó un 5,0%, ubicándose en los U$S 56.500, tras haber alcanzado un récord el fin de semana de casi U$S 72.000. De todas formas, analistas hablan de una corrección temporal.

De la mano de la aprobación del plan de estímulos de Joe Biden en los Estados Unidos, llegó la especulación de que pequeños inversores podrían optar por comprar criptomonedas, lo que impulsó un vertiginoso repunte de la moneda digital el pasado sábado. Luego, la caída podría haber sido impulsada porque, ante la noticia de la ruptura de un nuevo récord, muchos optaron por apalancarse y abrir operaciones de futuro esperando una mayor subida de la moneda.

Diversos analistas consideran que la contracción de ayer fue sólo una corrección temporal y que el próximo precio objetivo está mucho más arriba que el de hoy. Muchos dicen que podría subir a u$s75.000 muy rápidamente, mientras otros sostienen que u$s100.000 podría ser el próximo umbral.

 

por Julieta Colella

Galería de imágenes

Comentarios

Espacio Publicitario

Espacio Publicitario