sábado 19 de junio de 2021
Perfil

El Gobierno enfrenta el desafío luego del derrumbe económico

ECONOMíA | Por Julieta Colella | 10 de November 09:54

En el día de ayer hubo subas generalizadas en todos los mercados y pareciera que no tuvieron tanto que ver con el resultado de las elecciones norteamericanas, sino con el anuncio de Pfizer de que su vacuna contra el coronavirus tiene un 90,0% de efectividad. De todas formas, todavía nada está dicho ni definido. Falta mucho tiempo para que la vacuna se pueda aplicar masivamente a nivel mundial, y en estos momentos muchos lugares están transitando la segunda ola del COVID, con un alto nivel de contagios y fuertes inclemencias climáticas que juegan en contra. 

Hablando de clima, el clima de euforia en los mercados mundiales también llegó al mercado local. Descendió el dólar paralelo, el Banco Central pudo comprar más de USD 100 millones, hubo una baja del riesgo país, se vio un gran repunte de las acciones argentinas que cotizan en Wall Street, y además, la soja está cerca de los USD 400. Ahora el desafío para el Gobierno es que esta mejora del clima financiero derrame en la economía real, acelerando la reactivación luego del derrumbe provocado por la pandemia. Se trata, en definitiva, de transformar el “veranito financiero” de las últimas dos semanas en un proceso de recuperación más sostenida de la economía.

En la economía local no estamos viendo ningún tipo de medida para generar algún cambio estructural. En el día de hoy llega la misión del Fondo Monetario a nuestro país. Guzmán quiere pedir un crédito de facilidades extendidas para conseguir mayor plazo para pagar los U$S44 mil millones recibidos, pero sin tener que hacer reformas estructurales. Sin embargo, el FMI quiere centrarse en reformas estructurales para corregir deficiencias institucionales o económicas, por lo que creemos que va a ser muy difícil llegar a un acuerdo con el fondo. 

Seguramente muchos se preguntan a qué se debe la considerable baja del dólar blue. Bueno, primero que nada, tenemos para decir que la baja del dólar blue es transitoria. No se ha resuelto ningún problema estructural de la economía argentina como para creer que el blue va a seguir bajando y se va a estacionar mucho tiempo allá abajo. Es como si a un paciente le bajara la fiebre y el médico se quedará tranquilo, sin atacar la causa que le generó la fiebre. El equipo económico no debería relajarse con esta baja. Si bien es verdad que no estaba para valer por arriba de los $200, pero tampoco está para ubicarse debajo de $140. Por eso creemos que el dólar paralelo tendrá una brecha con el oficial de 80/100%, es decir, que tiene un piso en esta zona entre $140/$160, tendrá una zona transitoria entre $160/$175 que ya sería una brecha entre 100/120%, y tendrá una zona más alocada, más de techo, entre 120/140%, que esto daría entre $176/$192. 

En el día de ayer el dólar mayorista terminó en $79,35, lo que implica una devaluación del 1,3% en los primeros nueve días de noviembre. ¿Qué nos hace pensar? Nos hace pensar que durante este mes el Banco Central va a devaluar el oficial cerca del 4,0%, porque quiere estar por encima de la inflación, inflación que se proyecta para arriba del 4,0% en noviembre. Por lo tanto, no descartamos que este tipo de cambio termine el año entre $85/$87, y si eso ocurre el blue puede terminar en la zona de $180. Los $200 los podría estar pasando en enero/febrero cuando la demanda de pesos se desplome.

 

por Julieta Colella

Galería de imágenes

Comentarios

Espacio Publicitario

Espacio Publicitario