viernes 24 de junio de 2022
Perfil

El FMI, duro con Macri: autopsia en el baile de disfraces

PODCASTS | Por Edi Zunino | 23 de December 12:05

Por fin, se conoció el documento “ex post” del Fondo Monetario sobre el acuerdo con la Argentina en 2018 para prestarnos US$ 57.000 millones, que terminaron siendo US$ 44.000 millones porque Alberto Fernández, ni bien asumió, rechazó más desembolsos. Lo comparan con una “autopsia”, que, de ser así, hablaría más de la cadavérica Gestión Macri que del acuerdo con el organismo, ya que se lo está renegociando ahora mismo, aunque despacito, despacito y no sabemos cuánto de suavecito. 

Al concluir en que “la estrategia del programa resultó desde el principio demasiado frágil”, el FMI carga más las tintas en la insustancialidad del gobierno anterior que en el control de las condiciones impuestas, ya que se reconoce que el préstamo señalado como el “más grande de la historia” sustentó la fuga de capitales cuando eso es, precisamente, lo que deben evitar estas asistencias financieras a gran escala. Así lo indican sus estatutos, por lo menos.

De todos modos, quedó escrito que el Fondo se vio “afectado en su reputación” por este caso y no sin razones: se habla de “revisar los procesos internos para evaluar y mitigar los riesgos más amplios asociados con los acuerdos a gran escala”. Ahora, el tema es que quieren aprovechar las enseñanzas de aquellos despropósitos para que la renegociación en marcha carezca de los mismos vicios. 
Se sugiere: 
1) Realismo. “Asegurar la solidez del programa utilizando supuestos de referencia conservadores pero plausibles y probando la sensibilidad a supuestos alternativos y explicaciones de la crisis”.
2) Flexibilidad. “Adaptar el programa a las circunstancias del país, incluso si eso significa adoptar medidas no convencionales cuando el espacio de políticas ofrecido por las políticas tradicionales es limitado”.
3) Prudencia. “Equilibrar cuidadosamente la adecuación de las políticas del programa y los riesgos para la reputación del Fondo”.
4) Publicidad. “Asegurar una comunicación externa eficaz, de modo que un programa sea bien entendido por la población y en los mercados financieros y tenga el efecto catalizador deseado”.
Traduzco: las principales garantías para el acuerdo en marcha deben estar dadas por un alto nivel de consenso político, institucional, corporativo y social. Es decir, nada de lo que hubo hace tres años para dar pie al convenio de endeudamiento.

El informe del noruego Odd Per Brekk no es una buena noticia para la oposición. Pero no sólo porque ratifica la errática insolidez del programa económico macrista. También por lo que acaba de ocurrir en el Congreso con el Presupuesto 2022, que recalentó la discusión sobre todo dentro de Juntos por el Cambio. No ha sido sólo el radical jujeño Gerardo Morales quien salió a cuestionar las bravuconadas ante las cuestiones centrales de la gestión pública y aprovechó para emparentarlas con la inconsistencia macrista en materia de números: incluso desde los medios más militantemente opositores se está señalando en estas horas que tenemos “una oposición que es parte del problema”.  

El documento del Fondo pone sobre la mesa la doble vara que también usan los rivales de la Casa Rosada a la hora de criticar y autocriticarse. La cadena de fantasías, optimismos sin fundamento e imprevisiones que marcaron el re-endeudamiento con el FMI quedó a la luz mientras varios referentes cambiemitas continúan justificando que no votaron el Presupuesto porque era “un dibujo”. Se ve que hay dibujos y dibujos.

Convengamos que toda previsión del futuro tiene mucho de apuesta y de deseo, sobre todo si es económica y, más que nada, si se la hace en la Argentina. Y está comprobado que eso, sobre todo en nuestro país, suele ser usado para vender espejitos de colores, que siempre son políticos y no contables.

En síntesis: el informe del Fondo es una autopsia en un baile de disfraces. Quisiera evitar el lugar común de que el baile es en la cubierta del Titanic, pero bueno…

 

por Edi Zunino

Galería de imágenes

En esta Nota

Comentarios

Espacio Publicitario

Espacio Publicitario