lunes 24 de enero de 2022
Perfil

Caso Los Sauces/Hotesur: el estruendoso silencio de Cristina

PODCASTS | Por Edi Zunino | 29 de November 11:44

En un país donde se celebran las derrotas, puede resultar natural que se pasen por alto, como si nada, las victorias. Así, sin un solo petardo ni una mínima puesta en escena para la ocasión se recibió en el oficialismo la decisión del Tribunal Oral Federal 5 -por apretada mayoría de 2-1- de levantar el juicio a Cristina Fernández de Kirchner por la causa de sus hoteles en El Calafate. 

El sábado pasado, CFK se explayó largo y tendido sobre la responsabilidad con que se debe actuar desde oficialismo y oposición frente al acuerdo por venir con el FMI (es justo decirlo: la carta tiene párrafos inapelables). Pero el silencio ha sido su conducta sin fisuras en cuanto a los detalles del Caso Los Sauces/Hotesur. Podrán decirme que no venía al caso. Bueno, pero todo el mundo hablaba el mismo sábado del sobreseimiento de la vice conocido el viernes. Esta vez no calló: usó su poder de fuego para cambiar de tema. Estruendoso silencio, diría. Si hasta Patricia Bullrich saludó la carta abierta de la Vicepresidenta porque “es el primer reconocimiento explícito y claro del enorme triunfo de la oposición, habiendo logrado el objetivo de los cinco senadores”. Parece que a la oposición tampoco le alcanzaban los números para gozar del triunfo electoral.

La “inexistencia de delito” es una fórmula retórica engañosa. No significa que aquí no ha pasado nada, sino que aquello que pasó no era para tanto. Tal vez la acusación se haya pasado de rosca con lo del “lavado de dinero”, pero parece clarísimo que allí hubo acomodos, tráfico de influencias y toma y daca de favores. Eso seguro, como mínimo.
El otro día, en este mismo espacio, al comentar el estado judicial de Amado Boudou, decíamos que “no todo ha sido lawfare en la oscura viña de los tribunales federales”. De hecho, en el Caso Ciccone hubo delito y hubo condena, y todo indicaba que -a diferencia de Dólar Futuro y Memorándum con Irán- también lo había en Hotesur/Los Sauces, porque correr con el caballo del comisario para alojar personal de empresas del Estado en los hoteles propios y cobrar de empresarios amigos por habitaciones a montones que nunca se usaron huele a gato encerrado. Insisto: tal vez no específicamente lavado, qué sé yo, pero secado y planchado hubo.

La falta de festejo es como salir de la escena silbando bajito… Como quien dice “zaffaroni”, pero no en alusión al ex cortesano amigo. Es posible que haber celebrado la derrota del 14N tenga buenos efectos a la larga para el Gobierno, pero esta victoria judicial goza de tan poco crédito que los más perjudicados pueden terminar siendo los mismos beneficiados, con Cristina a la cabeza. Zafar de un juicio con un gol sobre la hora no es lo mismo que haber salido airoso. Sobre todo, porque en la vereda de enfrente están seguros de que esto es un escándalo, mientras en la propia se mira para otro lado con cara de listo, ya está.

Pero no está. Ningún trapo sucio sirve para limpiar. Ni siquiera en el particular mundo de la política. Ahora, el fiscal Diego Velasco tiene la palabra. En Comodoro Py se da por hecho que en estos días va a apelar el sobreseimiento en términos parecidos al fallo en minoría de la jueza del TOF 5 Adriana Pallioti, quien sostuvo que “el único ámbito para discutir la totalidad de los planteos formulados por los defensores resulta ser, inexorablemente, el debate oral, público, contradictorio y continuo, principal etapa del procedimiento penal que garantiza la inmediación entre las partes”.
En síntesis: lo mejor hubiera sido un juicio justo. Lo mejor para todos, digo.

por Edi Zunino

Galería de imágenes

Comentarios

Espacio Publicitario

Espacio Publicitario