sábado 18 de septiembre de 2021
Perfil

La aceleración en la inflación mayorista repercute en los precios al consumidor

ECONOMíA | Por Julieta Colella | 21 de May 10:26

En el día de ayer, el INDEC dio a conocer el Estimador Mensual de la Actividad Económica, al mes de marzo 2021, índice que refleja la evolución mensual de la actividad económica de los sectores productivos a nivel nacional. Este indicador permite anticipar las tasas de variación del PIB trimestral.

En términos generales, la actividad económica registró en marzo una caída de 0,2% con respecto a febrero, la segunda baja mensual consecutiva, en febrero había caído 0,9% respecto al primer mes del año. En la comparación interanual, mostró una suba de 11,4%, de todas formas, no llegó a compensar la caída interanual de aquel mes, donde se implementó el inicio de la cuarentena en nuestro país. En aquella oportunidad, el desplome interanual del EMAE había alcanzado el 11,1%. En la comparación de la serie desestacionalizada, la actividad todavía se ubica 1,9% por debajo del nivel al que operaba en febrero 2020, antes de la pandemia

Del estimador se desprende que, en lo que va del año, la economía argentina acumula una leve suba de 1,1% en la serie desestacionalizada, lo que evidencia un ritmo muy lento de recuperación. Respecto al primer trimestre del año pasado, el crecimiento es de 2,4%. 

Con el incremento de 1,1% en el primer trimestre en la serie desestacionalizada, técnicamente un nuevo aumento en el segundo trimestre cortaría una recesión de casi tres años, ya que se encadenarían dos trimestres con variaciones positivas. De todas maneras, una eventual recuperación en el segundo trimestre es algo que los analistas todavía no tienen claro.

Marzo de 2021 fue el mes en el que se implementaron nuevas restricciones, tanto en Buenos Aires como en otras provincias del interior. De todas formas, para los analistas, estas restricciones todavía no impactaron las previsiones de variación de la actividad, más allá de ciertos sectores puntuales a los que sí afectan, como la hotelería y turismo, los restaurantes o el entretenimiento. 

Hablando puntualmente del segmento de hoteles y restaurantes, se derrumbó 22% contra marzo de 2020, mes en el que el hundimiento había sido de 35%, y se ubicó 6% por debajo de diciembre y 20% por debajo de enero y febrero, por lo que las nuevas restricciones tuvieron un efecto crucial.

Por último, el INDEC también dio a conocer el índice de precios mayoristas, el cual registró en abril una variación mensual de 4,8% y de este modo cambió la tendencia a la desaceleración que se había observado el mes anterior. El resultado del mes responde al avance del 5% en productos nacionales y al 2,5% de aumento en productos importados. En el acumulado del año, la variación en los precios mayoristas trepó al 61,3%, muy por encima de la inflación minorista en el mismo período. En el acumulado del año la inflación en productos y servicios mayoristas llegó a 21,9%, cuatro puntos porcentuales más que en los precios minoristas entre enero y abril. La aceleración en la inflación mayorista del último mes pone presión sobre los precios al consumidor, lo que hace prever un "recalentamiento" durante los meses siguientes por traslado a precios.

por Julieta Colella

Galería de imágenes

Comentarios

Espacio Publicitario

Espacio Publicitario